Las ayudas económicas para discapacitados son en muchas ocasiones desconocidas por las personas que padecen algún tipo de discapacidad o diversidad funcional y que están en pleno derecho de solicitarlas a las entidades que ofrecen este tipo de programas.

Aunque nos podemos encontrar otros casos, normalmente este tipo de ayudas económicas se ofrecen a personas con un grado de minusvalía reconocida mediante un certificado de discapacidad de un 33% o superior.

Este tipo de ayudas o subvenciones afectan a distintos elementos de la vida cotidiana de las personas con discapacidad con el objeto de mejorar su calidad de vida e integración social, abarcando aspectos como la vivienda, la atención ciudadana, la movilidad, la educación, beneficios laborales o proporcionando ayudas y/o subvenciones para la instalación de elevadores o salvaescaleras, tanto plataformas como sillas para escaleras con el fin de proporcionar accesibilidad o mejorar la movilidad de las personas en estas circunstancias.

Ayudas económicas para discapacitados

Ayudas económicas para discapacitados

 

Ayudas de la Seguridad Social

Las ayudas de la Seguridad Social para personas con discapacidad podríamos dividirlas en dos modalidades, Ayudas contributivas, las cuales están determinadas en función de las bases reguladoras del total de cotizaciones que haya efectuado el beneficiario, y las Ayudas no contributivas, las cuales no requieren de pago mínimo de cotizaciones anteriores, resguardando a cualquier trabajador con incapacidad que se encuentre en situación de necesidad y reúna las condiciones exigidas.

Entre las ayudas económicas para discapacitados gestionadas por la Seguridad Social tenemos que las principales son:

  1. Prestación por incapacidad temporal, básicamente contemplan aquellas a las que tiene derecho un trabajador en el momento de imposibilitar al mismo en su trabajo de manera temporal bien sea debido a una enfermedad o a un accidente.
  2. Prestación por invalidez, tanto en su versión contributiva como no contributiva. Cubre a aquellos trabajadores que después de recibir el tratamiento necesario, quede inhabilitado para ejercer su trabajo de forma definitiva, bien sea debido a una enfermedad o a un accidente. En el caso de la prestación por invalidez contributiva existen diferentes grados en función de la limitación del trabajador, pudiendo ser la misma Parcial, Total, Absoluta o Gran invalidez.
  3. Ayuda por padre o madre con discapacidad, destinada a aquellos trabajadores cuyo padre o madre padezca de un grado discapacidad superior al 65%.
  4. Ayudas por descendientes con discapacidad, tanto contributiva como no contributiva, prestación económica destinada a aquellos trabajadores con descendientes con discapacidad, existiendo tres grados en la modalidad contributiva, Grado de dependencia moderada, severa o Gran dependencia.

 

Ayudas económicas individuales

Las ayudas económicas individuales son aquellas cuyo objeto principal es la de mejorar la calidad de vida y la integración en el entorno de las personas con discapacidad.

En este punto podemos encontrar ayudas destinadas a puntos tan concretos como:

  1. Vivienda y Rehabilitación, entre las que podemos destacar el plant estatal de la vivienda 2018-2021, donde en uno de sus apartados tenemos el programa para el fomento de viviendas para personas con discapacidad o personas de edad avanzada, entre cuyos objetivos encontramos el fomento de viviendas o la rehabilitación de las mismas para personas mayores o con discapacidad que reúnan los requisitos.
  2. Ayudas a la movilidad y a la accesibilidad, como el caso las ayudas para contribuir a los gastos ocasionados por la compra de productos como sillas de ruedas, audífonos, adaptación de viviendas o vehículos o la eliminación de barreras o mejora de la movilidad mediante la instalación de Sillas o Plataformas salvaescaleras, elevadores u otras soluciones alternativas para este fin.
  3. Educación, abarcando aspectos como el transporte, matriculación o material.
  4. Laborales, en cuanto a creación de lugares de trabajo, autoempleo, plazas ocupacionales, accesibilidad para el fomento de lugares de trabajo, etc.
  5. Ayudas a la cultura, deporte y turismo

 

Ayudas fiscales para personas con discapacidad

Dentro de las ayudas económicas para discapacitados encontramos las ayudas fiscales destinadas a aquellas personas con un certificado de discapacidad reconocida de un 33% o superior, pudiéndose beneficiar de importantes reducciones, y en algunos casos, exoneraciones de impuestos principalmente, siendo algunos ejemplos, los siguientes:

  1. Disminución del Impuesto sobre el valor añadido (IVA).
  2. Reducción en el Impuesto de la Renta (IRPF), por cuidado de personas dependientes, contribuyentes con cónyuges con discapacidad, etc.
  3. Bonificaciones en el impuesto de patrimonio y sucesiones.
  4. Reducción el IVA a la hora de liquidar el impuesto de la renta.

Este tipo de reducciones o bonificaciones dependen en gran medida de la comunidad autónoma donde resida la persona con discapacidad, por lo que siempre para conocer las deducciones autonómicas para discapacitados a las que es posible tener derechero es importante dirigirse a los organismos autonómicos encargados de su gestión en primera instancia.

Obtén presupuestos de diferentes empresas especializadas en cualquier tipo de Salvaescaleras o Elevadores Verticales y compara

Pide tus Presupuestos GRATIS

22 noviembre, 2019