La silla subeescalera es una de las principales ayudas para salvar escaleras destinada a personas con problemas de movilidad reducida pero, ¿podemos encontrarlas de segunda mano? ¿Qué ventajas tienen las sillas de ocasión?, ¿Cuáles son los puntos que debemos tener en cuenta a la hora de adquirir una silla de ocasión¿

silla subeescalera de ocasión

Silla Subeescalera de Ocasión, ¿Es una opción?

La silla subeescalera de ocasión

La instalación de una silla subeescaleras es cada vez más una de las opciones más utilizadas para ayudar a subir y bajar escaleras a personas de edad avanzada o personas con algún tipo de movilidad reducida.

Este incremento en la demanda de este tipo de elevadores ha llevado a que desde hace unos años comience a existir también un mercado de ocasión compuesto principalmente por sillas ubicadas en viviendas donde ya no son necesarias y que sus propietarios desean deshacerse de ellas.

Antes de continuar es importante que tengamos en cuenta que existen dos modelos de sillas en función de la escalera a salvar.

Por un lado tenemos los modelos que se utilizan para salvar un único tramo recto de escalera con una pendiente continua, estas sillas son bastante más económicas y aunque la guía por donde se desplaza tiene que ajustarse al recorrido de la escalera a salvar, no requieren de una fabricación a medida, lo que unido a la mayor simplicidad de los propia silla, al no tener que adaptarse a giros o cambios de pendientes, conlleva a que el coste de la misma sea sensiblemente más económico y que sea más fácil su adaptación de un sitio a otro.

Por otra parte, los modelos utilizados para salvar varios tramos de escaleras unidos por descansillos, curvas o giros o escaleras con escalones en forma de hélice o de caracol, disponen de una mayor tecnología al tener que poder salvar diferentes pendientes y adaptarse a las distintas curvas o giros necesarios para realizar el recorrido, además, la guía tiene que fabricarse en la mayoría de casos a medida de la escalera, lo que conlleva que este modelo tenga un coste económico mayor debido a la mayor complejidad de los elementos, a la fabricación a medida del sistema de guiado y por lo tanto a una mayor dificultad para poder aprovecharla de una ubicación a otra.

 

Porqué sí

La adquisición de una silla salvaescaleras puede suponer una inversión importante en función del modelo de silla subeescalera, si te interesa puedes ampliar esta información en nuestra página sillas salvaescaleras precios, es por ello que el factor económico puede resultar determinante en este aspecto, pudiendo ser que una silla de ocasión sea la solución a sobrellevar este desembolso.

Por otra parte, en ocasiones es posible encontrar sillas de segunda mano vendidas por empresas instaladoras que las han tenido en exposiciones o ferias y que además de estar en buen estado, tenemos la garantía que nos ofrece la dicha empresa.

 

Cuando no

Es conveniente indicar que este tipo de elevadores ha visto reducido considerablemente su precio en los últimos años, la mayor oferta y demanda así como la evolución tecnológica que han sufrido tienen mucho que ver con ello.

Explicamos esto porque es bastante habitual encontrar a personas que hace unos años adquirieron una silla con un coste que hoy en día es sensiblemente menor. Esto es la explicación de que puedan verse anuncios de personas particulares que venden sillas subeescaleras de segunda mano, sin garantía, sin tener en cuenta los costes de su desmontarla e instalarla de nuevo, sin conocer si la silla será totalmente compatible con la nueva ubicación, por precios que en ocasiones son similares a lo que costaría totalmente instalada y nueva.

Otro punto importante como ya hemos adelantado es sin duda la garantía, ¿sabemos que uso se le ha dado a esa máquina?, o ¿qué vida útil le queda?, además también es muy importante la antigüedad de la silla, no es lo mismo una silla a la que le pueden quedar pocos años de uso y que incluso podemos tener problemas para encontrar recambios, que una con pocos años de un modelo reciente.

 

Nuestra opinión

Nuestro punto de vista con referencia a la compra de una silla subeescalera de ocasión es que para que resulte verdaderamente una oportunidad y no un problema añadido se debería cumplir una serie de requisitos.

Lo primero es que es conveniente siempre solicitar distintos presupuestos de sillas salvaescaleras a varias empresas, con esto podremos comparar distintos modelos y distintos precios y quizás llevarnos una sorpresa con respecto a su coste.

Si podemos optar a una silla de ocasión con un precio que represente realmente un ahorro, aconsejamos que esta tenga como máximo unos tres o cuatro años, que nos la instale una empresa especializada garantizándonos la compatibilidad de la misma, así como un periodo de garantía de mínimo un año en piezas y mano de obra. Solo de esta manera podría resultar interesante valorar la opción, siempre teniendo en cuenta el coste y las ventajas de los modelos nuevos.

 

Solicita con una única sola petición hasta 3 presupuestos de sillas subeescaleras de empresas de tu zona GRATIS

 

17 noviembre, 2017